Aumentan las hospitalizaciones por la enfermedad de Lyme

Garrapata de lyme

La enfermedad de Lyme es una patología infecciosa que se contrae a través de la picadura de garrapata. Esta enfermedad la transmiten las garrapatas tanto a animales como a humanos, de ahí que sea de especial importancia su control.

Un estudio realizado por el grupo responsable de la vigilancia epidemiológica de Lyme en el Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III confirma que se han triplicado las hospitalizaciones por esta enfermedad.

Riesgos ante la picadura de garrapata

La garrapata es un artrópodo que transmite la enfermedad de Lyme a través de su picadura. Expertos llevan alertando desde hace un tiempo el aumento de los casos de picadura de garrapata y los riesgos que esto conlleva en cuanto a salud pública.

Desde ANECPLA (Asociación Nacional de Empresas de Sanidad Ambiental) confirman el aumento de la población de este parásito que se ha disparado en España en los últimos años. La consecuencia de todo esto se debe principalmente al aumento de las temperaturas provocadas por el cambio climático.

Los otoños e inviernos más cálidos hacen que el ciclo de vida de este insecto sea mayor, provocando el aumento de su población. El problema está en las consecuencias de la picadura de este artrópodo, que pueden llegar a ser muy graves, como evidencia el incremento de hospitalizaciones por picaduras de garrapatas.

Informes confirman que en los últimos 15 años se han multiplicado por tres el número de hospitalizaciones en España por la enfermedad de Lyme. Pero va más allá de esta enfermedad, pues pueden transmitir otro tipo de enfermedades como la encefalitis vírica o la fiebre hemorrágica de Crimea-Congo, que tiene una mortalidad del 30% sin tratamiento.

Por todo esto, los profesionales y expertos del sector piden extremar las precauciones e incrementar las acciones dirigidas al control de este artrópodo ante el disparo de su crecimiento. En España, por ejemplo, existen más de 20 especies de garrapatas, algunas de las cuales pueden transmitir graves enfermedades.

Tal y como confirma el director general de ANECPLA, el peligro no es únicamente llegar a necesitar atención hospitalaria. Es que la enfermedad de Lyme, sin el tratamiento adecuado, se cronifica, pudiendo afectar gravemente al desarrollo de una vida normal mediante manifestaciones neurológicas, cardíacas y/o articulares agudas.

Control de garrapatas con Traconsa

Las garrapatas habitan especialmente en zonas donde existe abundante vegetación y hay presencia de animales, en especial en el campo. Aunque durante paseos o rutas de senderismo también hay riesgo de su picadura.

Pero no sólo eso, las garrapatas también se pueden encontrar en parques, jardines, piscinas e incluso en la playa. Se han convertido en una plaga urbana que se puede encontrar en zonas donde antes era imposible avistarlas.

Es importante que la población se conciencie de los riesgos que puede suponer una picadura de garrapata y que tengan especial cuidado este verano pues el riesgo no se encuentra solo en el campo. Sino que pueden estar en entornos que frecuentamos con normalidad en nuestras vacaciones, por lo que hay que permanecer en alerta.

A la hora de usar un método de control u otro hay que considerar una serie de factores como el ciclo biológico en el que se encuentra la plaga, las condiciones ambientales, el nivel de infestación o la minimización del impacto sobre el medio, los animales y los humanos. Desde Traconsa, estudiamos y analizamos todos esos factores para escoger el tratamiento de prevención y control de garrapatas que mejor se ajuste.

Confíe en Traconsa, empresa profesional en control de plagas de insectos de todo tipo para la desinsectación de su hogar o negocio. Contamos con aplicadores certificados y productos biocidas para realizar tratamientos que no perjudiquen el medio ambiente ni la salud de personas y animales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías