La falsa polilla, el enemigo de los cítricos

falsa polilla de los citricos

La falsa polilla (Thaumatotibia leucotreta) es un lepidóptero de color gris o tono parduzco conocida por colonar los cítricos. Es una polilla de la fruta y cítricos difícil de detectar pues se oculta en el interior del fruto.

La entrada de este insecto en nuestro país supone la caída de las producciones de fruta, una posible infección secundaria por hongos y bacterias y la posibilidad de arruinar cosechas enteras. Los productores españoles han conseguido tras una larga lucha, la posibilidad de usar tratamientos de frío para eliminar a la falsa polilla.

Características de la falsa polilla

Como hemos dicho antes, la falsa polilla es un lepidóptero originario de Etiopía, presente en toda África sub-sahariana. Se ha detectado su presencia en Israel, Estados Unidos y Europa, donde está catalogada como plaga de cuarentena. 

La necesidad que existe de evitar a toda costa esta plaga radica en su capacidad polífaga, es decir, se puede alimentar hasta de más de 70 plantas hospedantes pertenecientes a 40 familias distintas. Principalmente ataca a especies frutales, tanto cultivadas como silvestres.

La falsa polilla de la fruta afecta a importantes cultivos de cítricos, aguacate, caqui, melocotón, granada, pimiento, judías, maíz o mango, entre otros. En especial a los cultivos de la zona mediterránea de la península, que cuentan con las condiciones climatológicas favorables para el desarrollo de la polilla y cuentan con grandes extensiones de zonas citrícolas en la costa mediterránea.

Son las larvas de esta especie de insecto las que se alimentan de los frutos de la planta ocasionando su madurez prematura y caída. Además, los daños causados al fruto son un punto de entrada de organismos patógenos que causan y aceleran su pudrición.

El ciclo biológico de la falsa polilla se sitúa entre 45 y 100 días aproximadamente, pudiendo completar de 5 a 6 generaciones en un año, con adultos presentes durante todo el año. Además no presenta diapausa, estando las larvas activas tanto de día como de noche.

Es en el interior de la fruta como se ha estado introduciendo en nuestros mercados a los largo de los años. Además, este camuflaje continúa en el país destino, donde puede desarrollar sus cinco estados larvarios, infectar la fruta, crecer en ella y, finalmente, lanzarse al suelo donde se entierran para desarrollarse como crisálida y finalmente emerger como adultos.

Aunque la falsa polilla no contamina la tierra de cultivo, se convierte en un riesgo para la cosecha, pues se puede desarrollar la plaga en esa zona y provocar una caída de la producción de fruta.

Cómo controlar la Thaumatotibia leucotreta

El frío es el principal tratamiento para acabar con este insecto, además, este es el tipo de tratamiento que los productores mediterráneos llevan demandando tiempo atrás y que, desde hace unos meses, ya se puede realizar en Europa. El Comité Permanente Fitosanitario de la Unión Europea (Scopaff) avaló un cambio reglamentario en el que se podía aplicar el nuevo sistema de control de tratamiento con frío.

Este tratamiento de frío se utiliza también para eliminar la mosca mediterránea y es válido para frutos con y sin hueso y se tiene que realizar antes de que el producto se exporte a otro país. Las claves para la eficacia de este tratamiento está en la temperatura de la pulpa y el tiempo que dure el traslado.

Es importante saber que, los huevos de la falsa polilla mueren a temperaturas por debajo de 1ºC y cuando se someten a menos de 10ºC se reduce su supervivencia. Por ello esta terapia de frío se divide en dos fases.

Una primera fase en la que la manipulación se centra en la preparación del contenedor para los futuros traslados, aquí es el productor el que se debe preocupar de que la fruta sea sometida a las temperaturas necesarias 48 horas antes del traslado para la erradicación de posibles infecciones.

Y la segunda fase se centra en el monitoreo de la pulpa con sondas conectadas al producto. La cadena de frío se debe mantener desde que el producto sale del país exportador hasta la casa del cliente en el país de destino.

En Traconsa, somos una empresa profesional y especializada en el control de insectos. Ponte en contacto con nosotros y te asesoramos de forma personalizada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

nido avispa velutina

Nuevos tipos de avispas invasoras en España

Son tres las especies de avispas invasoras en España, la avispa asiática (Vespa velutina) asentada y bastante extendida por toda la Península. El avispón oriental